¡HAZ UN HUERTO EN CASA Y DISFRUTA DE LA NATURALEZA!

¡Haz un huerto en casa y disfruta de la naturaleza!

¿Alguna vez se te ha ocurrido tener un huerto en casa? ¡Puedes lograrlo! No importa que vivas en la ciudad, si tienes un espacio con suficiente luz solar, tu huerta puede ser una realidad. No debes ser experta en jardinería, solo debes tener en cuenta los aspectos básicos para cuidar de tus plantas y disfrutar de todo el proceso de cultivar tu propio alimento.

Te mostraré los puntos básicos a tener en cuenta si quieres empezar a tener tu huerto en casa o departamento y lo mejor sin gastar mucho dinero. ¡Anota todo! Y manos a la obra.

 

1. Espacio

Lo primero que debes hacer es fijarte en los espacios vacíos de tu casa y/o departamento donde entre una buena cantidad de luz natural entre (6 a 8) horas al día. Ten en cuenta que en donde se ubique el huerto,  es posible que se ensucie con facilidad. Algunos de los lugares más comunes son el balcón, el jardín o en la ventana de la cocina.

 

 

 2. Las herramientas o instrumentos a utilizar

Te recomiendo tratar de reciclar lo que tienes en casa. Cajoneras y armarios viejos, botellas plásticas de refrescos, latas de leche en polvo o garrafones de agua vacíos. O si prefieres puedes comprar las macetas en un vivero, recuerda que deben tener huecos para que fluya el agua con facilidad. Todo depende del espacio que vayas a utilizar, las jardineras o mesas de huerto también son una buena opción.

 

 

 3. La tierra- Una cama rica de nutrientes

Es súper importante que la tierra que vayas a utilizar sea muy rica en nutrientes. Puedes ir a un vivero y preguntar por una tierra ligera y que sea capaz de mantener la humedad. Al menos 2 veces al año debes abonar la tierra. Puedes hacer el compost en tu casa, con los residuos orgánicos que salen cada día en tu hogar.

                  

 4. ¿Semillas o brotes?

¿Qué quieres cultivar? Si eres principiante puedes comenzar con pequeños brotes y trasplantarlos a las macetas. Debes tener cuidado con las raíces, si se dañan no crecerán las plantas. El proceso no será tan largo y tendrás una planta resistente. También, puedes vivir el proceso desde el principio, cultivando las pequeñas semillas y esperar su crecimiento.

Elige plantas fáciles de cultivar y mantener como la lechuga, el rábano, la espinaca, el jitomate. Y de hierbas aromáticas, las preferidas son el tomillo, el laurel, perejil y romero.

 

 

5. Agua- Vida para tus plantas 

Ten en cuenta que no todas las plantas se riegan igual. Unas necesitan más cantidad de agua para crecer, por ejemplo los jitomates. Tampoco se riegan de la misma forma, unas apenas debes rociar agua en sus hojas y con eso es suficiente. También, es importante la época del año. Depende de la temperatura del ambiente, deberás agregar más o menos agua.

 

 

6. Las plagas

Cómo sabes todas las plantas está propensas a plagas. Debes estar al tanto de cuáles son y cómo puedes  eliminarlas para que tu planta no se muera por completo. Sin embargo, las catarinas y las abejas pueden convertirse en tus aliadas. No es recomendable utilizar insecticidas o algún otro elemento químico.

 

 

Cultivar tus frutas y hortalizas es una experiencia única. Además, te sentirás muy orgullosa de llevarlos hasta tu mesa. ¿Qué tal una pizza con esos jitomates que cuidaste durante meses? Disfruta de la madre tierra y se una consumidora responsable.

 

 

 

 

 

 

 


Compartir esta publicación